Mi amigo y su morra se pusieron tan pedos que me dejaron grabarlos mientras cogían en medio de mi sala.

Se armó la mega pedota en mi casa, estuvo chingona y ligué a un par de viejas bien buenorras. Pero quienes se llevaron la fiesta, quienes se la mamaron bien chingón, fueron el Negro y la putona de su vieja. Se les subieron las chevas rapídisimo y ya llevan más de una hora fajando sobre el sillón, metiéndose mano enfrente de todos y haciendo que algunos vatos se pelearan con sus viejas porque obviamente no podían dejar de mirar el espectáculo que estaban dando. Pero a eso de las 3 de la mañana alcanzaron otro nivel y para cuando me llamó José ya el Negro tenía a la chava empinada, con los calzones abajo y gimiendo por sentir su verga.


MÁS VIDEOS PORNOGRAFICOS