Mi prima tenía unas ganas bien cabronas de coger, yo le ayudé porque supe que había terminado con el novio y estaba triste…

Estaba yo en la consulta normal de esta zorrita que le andaba doliendo la espalda. Le dije que se tomara unas pastillas para el dolor y me fui a tirar el miedo. Cuando regresé se había empacado casi medio tambo de pastillas y la morra ya se había quedado medio dormida, sin querer queriendo la empecé a encuerar y repentinamente ya estaba picándole la raya y enlechándole la cara

  • joel salvador morales dice:

    exitante


  • MÁS VIDEOS PORNOGRAFICOS