Increíble mañana y tarde la que pasamos mi chula y yo cogiendo bien rico en un motel de paso en la carretera.

316 Visitas
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…
Descripción

Es difícil verla ya que es una mujer casada, por eso cada momento donde le puedo enterrar la verga bien profundamente es precioso. Es una chavita tan rica y apretadita que me es difícil aguantarle el paso cuando le dejo ir la reata. Me aprieta bien sabroso la verga con su panochita y sus gemidos me excitan demasiado. Siempre la primera metida es para mí porque no le duro ni dos minutos, pero ya a la segunda y la tercera la pobrecita acaba hasta rosada de tanto y tanto mete y saca. La verdad me estoy enamorando de esta chiquilla sabrosa con tetas de diosa griega. Ella sí que sabe cómo mover la cadera para descremarme y hacerme poner hasta los ojos en blanco del placer que me causa.